Sistema Solar

Sistema Solar

Un grupo internacional de astrónomos ha estudiado el paso del planeta enano Eris por delante de una estrella y ha logrado medir su tamaño con más precisión que nunca, unas mediciones que reducen considerablemente su volumen y lo convierten, si no en un objeto menor que Plutón, sí en uno de igual tamaño. Eris se descubrió en 2005 y los primeros cálculos señalaban que su tamaño superaba al de Plutón, lo que contribuyó a que la Unión Astronómica Internacional dejase de considerar a este último como planeta. Aunque en un principio se habló de un décimo planeta, finalmente se impuso una redefinición del concepto que no incluía ni a Eris ni a Plutón, ya que la Unión Astronómica decidió que ambos pasaran a integrar una nueva categoría de objetos, los planetas enanos, reduciendo el número de planetas del sistema solar a ocho.

En este nuevo trabajo, que se publica en Nature, han participado investigadores de diversos centros españoles, entre ellos el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). José Luis Ortiz, investigador del CSIC en el Instituto de Astrofísica de Andalucía, ha detallado que los nuevos datos suponen una "sorpresa" al reducir el radio estimado de Eris a unos 1.163 kilómetros. Esta cifra está muy por debajo de los cálculos anteriores que lo situaban entre 1.200 y 1.400 kilómetros y que lo convirtieron en el mayor objeto del Cinturón de Objetos Transneptunianos, una región más allá de Neptuno poblada por cuerpos rocosos y helados. Ahora parece que Plutón, con un radio de entre 1.150 y 1.200 kilómetros, podría recuperar el puesto como el mayor objeto de esta región, según una nota del CSIC. "No obstante, esto es difícil de precisar, ya que Plutón tiene una atmósfera que interfiere en las medidas del diámetro", ha puntualizado Ortiz. El estudio también determina que el albedo de Eris (la fracción de luz reflejada con respecto a la que incide) es al menos del 90%, lo que lo convierte en uno de los objetos intrínsecamente mas brillantes del Sistema Solar (solo algunas lunas de Saturno reflejan más porcentaje de luz que Eris). Su masa y densidad, mayores que la de Plutón, sugieren que se trata de un cuerpo en su mayoría poco rocoso y cubierto de una capa de hielos, según los investigadores de este trabajo. Los resultados esenciales del trabajo se han obtenido desde dos telescopios en el observatorio de San Pedro de Atacama, en Chile, y desde Trappist, en el observatorio de La Silla, también en Chile. En la actualidad hay cinco planetas enanos aceptados como tales, pero hay varios cuya clasificación se está planteando, y además se prevé que en el futuro se descubran bastantes más; la cifra podría llegar a los centenares e incluso más, ha detallado Ortiz. Eris era supuestamente el planeta enano más grande, o sea, "era el rey de los planetas enanos, pero con nuestros resultados Plutón podría ser un poco más grande", ha señalado Ortiz.

De este modo, Eris hace honor a su nombre, que representa a la diosa de la discordia en la mitología griega, y genera nuevas dudas y discusiones sobre la clasificación de determinados objetos del sistema solar.