Crisis en Mali

Crisis en Mali

La Comisión Europea (CE) defendió este viernes la integridad territorial de Mali tras conocerse la declaración de independencia de la región norteña de Azawad, proclamada por el grupo independentista tuareg Movimiento Nacional para la Liberación de Azawad (MNLA). "La Unión Europea ha dejado muy claro a lo largo de esta crisis que respeta la integridad territorial de Mali", señaló Maja Kocijancic, portavoz de la Alta Representante de la Política Exterior comunitaria, Catherine Ashton.El MNLA, que se levantó en armas contra el poder central de Bamako el pasado 17 de enero, publicó en su página web un comunicado en el que reivindica la autodeterminación de Azawad y pide a la comunidad internacional su reconocimiento. 

El avance de los rebeldes tuareg ha desbordado a la junta militar dirigida por el capitán Amadou Haye Sanogo, que derrocó el 21 de marzo al presidente de Mali, Amadou Toumani Touré, cuyo mandato presidencial se agotaba dentro de dos meses. El anuncio de independencia llega a los dos días de que los rebeldes declararan el fin de las operaciones militares -que entró en vigor ayer-, después de que el Consejo de Seguridad de la ONU pidiera el fin de los ataques en el norte de Mali. "Cualquier solución política a la actual crisis debe encontrarse dentro del marco constitucional vigente", recalcó Kocijancic, quien añadió que el conflicto no podrá ser resuelto hasta que no se restaure el orden constitucional en el país.

La minoría árabe rechaza la secesión

La minoría árabe de Mali rechazó por su parte en un comunicado hecho público en Nuakchot la ocupación de la ciudad de Tombuctú por parte del movimiento tuareg. En un comunicado firmado por "los árabes de Azawad", la zona noreste de Mali que ha sido proclamada independiente por los tuaregs, esa minoría que representan un siete por cien de la población maliense pero que está concentrada en esa franja, condenan "la ocupación ilegal de nuestra ciudad, Tombuctú, símbolo de nuestra identidad y cultura". Los árabes de Tombuctú, señala el comunicado, han cerrado sus comercios "como prueba de nuestra cólera y nuestro rechazo a la ocupación", y anuncian en el mismo "la creación en los próximos días" de un movimiento que tendrá "un ala militar y otra política", sin dar más precisiones. En esta misma línea, llaman "a todos los soldados, suboficiales y oficiales hijos de la región, donde quiera que estén, en las filas del ejército maliense o en otro lugar, dirigirse a Tombuctú lo antes posible", ya que la mayoría de árabes huyeron de la ciudad tras la entrada de los tuaregs.

Reuniones de los países limítrofes

Los países limítrofes de la región maliense de Azawad se reunirán el próximo domingo en la capital de Mauritania, según una fuente oficial argelina. Los ministros de Exteriores de Mauritania y Níger se reunirán en Nuakchot con el ministro argelino de Asuntos Magrebíes y Africanos, Abdelkader Mesahel. Los tres países vecinos de Mali "examinarán la situación en la región a la luz del desarrollo de los eventos en Mali", según la agencia.