Jaime Giménez Arbe, 'El Solitario'

Jaime Giménez Arbe, 'El Solitario'

Jaime Giménez Arbe, conocido como 'El Solitario' y posiblemente el atracador más famoso de España hasta su detención en 2007, ha alegado este martes la posible ilegalidad de los registros policiales en su domicilio y en una nave como argumento para ser exculpado en el juicio que se sigue en la Audiencia de Zamora por su último atraco. Giménez Arbe, que cumple pena de prisión en Portugal y ya fue condenado en España a 47 años de cárcel por matar en Navarra a dos guardias civiles tras un atraco, se ha sentado en el banquillo de los acusados de la Audiencia Provincial de Zamora por el robo en una sucursal de Caja Rural en Toro. 'El Solitario' ha negado ser el autor de ese atraco, cometido el 18 de mayo de 2007, en el que la cuantía del robo ascendió a casi 7.000 euros y en el que el atracador disparó al cajero de la entidad bancaria por disponer de poco dinero en efectivo. "Me dijo: o me das más dinero o te pego un tiro", ha relatado el empleado de Caja Rural herido, Luis Alonso, al que no le dio tiempo a responder ya que acto seguido le disparó en la pierna y a consecuencia de ello estuvo quince meses de baja. Por este motivo, su abogado, que ejerce la acusación particular, ha pedido para Giménez Arbe en sus conclusiones provisionales seis años de cárcel por lesiones y una indemnización de más de 40.000 euros, mientras que el fiscal ha solicitado cinco años por robo con violencia, cinco por lesiones y dos y medio por tenencia ilícita de armas, en tanto que la defensa ha pedido la libre absolución. En el caso del robo y las lesiones, al presunto autor juzgado en Zamora la Fiscalía le pretende aplicar además la agravante de disfraz, ya que, como era modus operandi en los atracos de 'El Solitario', llegó con visera, gafas negras, perilla y bigote postizo e iba trajeado. Bajo la chaqueta escondía un revólver del calibre 38 que mostró al cajero mientras le decía la típica frase de "esto es un atraco, no toques ningún botón y pon las manos encima de la mesa", tal y como figura en el relato de hechos al que se ha dado lectura al inicio del juicio. En su comparecencia ante el tribunal, Jaime Giménez ha asegurado que nunca ha estado en Toro y solo conocía la localidad "por los álbumes de geografía". También ha argumentado que el registro que practicaron en su domicilio de Las Rozas y en una nave en la que encontraron varios objetos y armas de los atracos fue ilegal y "muy dañino" porque él no estuvo presente. En diversos momentos del juicio, 'El Solitario' se ha referido a uno de los atracos como "expropiación bancaria", ha asegurado que lo que le han hecho es "una canallada" y que es "totalmente" inocente.

Sigue este miércoles

La Audiencia de Zamora ha aplazado hasta este miércoles la lectura de conclusiones definitivas del juicio, debido a problemas de sonido en la grabación, por lo que en principio temieron que hubiera que repetir todo o parte del juicio. Minutos después se comprobó que la grabación era correcta, por lo que el juicio puede continuar este miércoles al mediodía, cuando las partes elevarán a definitivas sus calificaciones provisionales y darán lectura a sus conclusiones, antes de que se dé la posibilidad del último turno de palabra a 'El Solitario' y concluya el juicio. Jaime Giménez Arbe pasará la noche en la prisión salmantina de Topas.